Amilcar Soto y Carlos Rossó son acusados de «posesión de drogas y armas ilegales»

Por Rosmery Feliz

El allanamiento realizado este viernes por la Dirección Nacional de Control de Drogas a una propiedad que pertenece al alcalde de Santiago, Abel Martínez, fue para dar con el paradero de dos supuestos narcotraficantes, quienes vivían en la residencia próxima a la oficina política.

“El Ministerio Público pretende ocupar drogas, armas de fuego ilegales, vehículos, bienes sustancias y documentos”, detalla el acta.

La vivienda allanada estaba ubicada en el local con el número 50 en la calle dos, esquina D en el residencial El Paraíso, en la parte norte de Santiago.

De acuerdo con las autoridades el operativo buscaba capturar a Amilcar Rafael Soto Candelario y a Carlos Edelmiro Rossó Peña.

Estos son acusados de lavado de activos, posesión de drogas y otras sustancias controladas.

El documento fue firmado por el juez Cirilo Salomón Sánchez, de la Oficina Permanente del Distrito Judicial de Santiago. (El Caribe)

Tagged:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *